Patología ungueal: Onicocriptosis, Onicomicosis y Onicodistrofias,

PATOLOGIA UNGUEAL : onicocriptosis, onicomicosis y uñas distroficas

  Podomadrid es el centro podológico de referencia en Madrid para pacientes que sufren onicomicosis (hongos en las uñas) y para profesionales  que nos derivan pacientes con esta patología y que conocen nuestra técnica y nuestros resultados.

Podomadrid está altamente “Especializada en el tratamiento de la uña patológica “, fuimos pioneros en España en abril de 2.013 como Podólogos de la Técnica  Láser con el PinPointe foot Láser, el mejor equipo para onicomicosis y desde entonces ya hemos visitado a más de 1.400 pacientes por esta patología.

El ser pioneros en el tratamiento de la onicomicosis (una de las patologías ungueales más complejas),  nos ha llevado a desarrollar nuevos procedimientos para tratar otras patologías en la uña muy habituales y afines como son las onicodistrofias  que en ocasiones se confunden con las onicomicosis y las onicocriptosis o uñas clavadas que se producen cuando una vez curada la onicomicosis la uña empieza a crecer, utilizando métodos correctivos.

hongos-350x195

Onicomicosis

(Hongos en las uñas)

La onicomicosis (OM) es la infección de las uñas causada por hongos, es la patología ungueal más dificil de diagnosticar y tratar ya que a pesar de aplicar todos las terapias de forma conjunta, medicación oral más la última tecnología Láser un 15-20%, nunca se llegan a curar por completo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Onicocriptosis

(Uñas clavadas)

Afección podológica que cursa con dolor y/o inflamación del/os pliegue/s laterales de la uña. El extremo distal interacciona anormalmente con los tejidos periungueales, incrustándose y ocasionando a veces un cuadro infeccioso.

Existen tratamientos paliativos, correctores o quirúrgicos, de ellos hablamos en el enlace inferior.

onicodistrofia350x190

Onicodistrofias

(uñas con deformidad)

La onicodisfrofia es la deformidad de la lámina ungueal, del lecho o de la falange distal subungueal, pudiéndose producir por causas traumáticas o vasculares (pobre circulación), a veces es confundida y tratada como onicomicosis, sin tener origen micótico por lo que los resultados serán infructuosos. El podólogo está muy acostumbrado a tratar este tipo de lesiones ungueales.